Sammer Gallery · Tarjetón

Mi relación con el mundo del arte en general empezó a una edad muy temprana. Por ello, no han sido precisamente pocos los pintores, galeristas, marchantes y creativos en sus diferentes campos a los que he tenido oportunidad de conocer a lo largo de mi vida. Así pues, y como era de esperar, acabé no sólo consiguiendo una serie de contactos interesantes dentro del mundillo sino, además, labrando algunas buenas amistades también. Y precisamente de una de esas personas vino la petición aquí presente: el dueño de la Sammer Gallery —¡Hola Sam!— me encargó diseñar un tarjetón informativo con obras de distintos artistas cuyas creaciones se encontraban expuestas en la galería por aquel entonces.

¡Dicho y hecho! De cara a la pieza, opté por repartir la información en ambas caras: en una incluí todo lo referente a la galería, como datos de contacto o ubicación; en la otra, llevé a cabo una composición con los cuadros más destacados, añadiendo los nombres de los autores correspondientes a modo de pie de foto sobre cada pintura.

Y es que ya se sabe: «Una imagen vale más que mil palabras».

· · ·